domingo, octubre 2, 2022
Inicio > Destacados > Se celebra cada 2 de septiembre
Hoy Día de la Industria Argentina

Se celebra cada 2 de septiembre
Hoy Día de la Industria Argentina

Desde 1941, cada 2 de septiembre se celebra el Día de la Industria Argentina, en conmemoración del primer envío con productos de exportación que salieron del territorio de lo que hoy es Argentina. Fue en el 1587.

La primera exportación fueron tejidos y harinas del fondeadero del Riachuelo la carabela San Antonio, al mando de Antonio Pereyra, con rumbo al Brasil, según Administración Portuaria Puerto Madryn.

La nave proveniente llevaba en sus bodegas un cargamento fletado por el obispo del Tucumán Fray Francisco de Vitoria. Los productos fueron elaborados en la por entonces próspera y productiva Santiago del Estero.

La llegada de los inmigrantes europeos a América, en el marco del imperio colonial de España, se dio en un entorno de economía todavía artesanal, precapitalista y bastante básica. Aquellos primeros pobladores tuvieron la visión y la voluntad de generar una producción que excediera su propio consumo y el de su mercado interno, para lograr la exportación de sus manufacturas. Y no resultó fácil dar ese primer paso.

Las normas restrictivas del comercio colonial no eran sencillas de superar. Las dificultades que imponían las largas distancias hacían de cada empresa una gesta dificilísima, pues los obrajes, telares y diversos parajes de producción textil se encontraban fundamentalmente en Tucumán y Santiago del Estero, donde se cultivaba el algodón, y los traslados hacia el puerto de Buenos Aires eran complicados y costosos.

Aquellos pobladores tuvieron la pujanza para, desde un primer momento y superada la etapa inicial de subsistencia, pensar en las bondades de una economía autosuficiente y para abrir nuevos mercados con los excedentes de sus manufacturas.

En 1556, cuando se introdujo el algodón en el centro de nuestro país, y gracias al valor artesanal agregado, se constituyó como base del comercio y la economía de la región (las rústicas fibras de chaguar fueron reemplazadas por telas de algodón), aquella mentalidad emprendedora vital para gestar la industria local de cara al mundo.

La situación en nuestra región.

El Gran La Plata, tiene una industria muy activa. Si bien no tiene los niveles de otras regiones de la Argentina su potencial no es para nada despreciable.
El mayor conglomerado lo tiene Ensenada y Berisso con la presencia de YPF y todas las industrias que conforman el Polo Petroquímico. En Ensenada está Siderar, mientras que La Plata tiene sus Parques Industriales y muchas empresas están radicadas en la zona oeste de la misma. Berisso cuenta con un renovado Polígono Industrial, varias empresas asentadas en La Portada y un incipiente Parque Industrial. En menor medida y no por ello menos importante, Brandsen, Magdalenas y Punta Indio tienen lo suyo. Hay algunas curtiembres muy grandes, está Nestlé, entre otras de gran envergadura.

La región tiene importantes fábricas de ladrillos, metal mecánicas, industrias químicas, textiles, y un sinnúmero de empresas pymes, grandes talleres proveedores de insumos claves para el desarrollo local.

También es importante destacar el rol que cumplen las organizaciones gremiales empresariales que bregan por los derechos de sus empresas y actúan ante los organismos públicos para conseguir mejores condiciones.

En ese sentido tenemos a la Unión Industrial del Gran La Plata, que conduce Hugo Timossi, y otras como CALPO, además de las distintas Cámara de comercio e Industria que tienen todos los distritos de la región capital.

Hay que recordar que la región posee el Puerto La Plata con una de las terminales de contenedores más modernas de sudamerica, y que espera para alcanzar su plenitud un mayor vigor en la actividad industrial y una mejor oferta exportadora, más teniendo en cuenta el enorme potencial que tienes en la frutihorticultura y también en la floricultura, con uno de los cordones productivos más grande de la Argentina.

Sin industria no hay Nación dice un lema argentino, tan viejo como cierto. Salud a todos los industriales de la región capital.

Share This