jueves, noviembre 30, 2023
Inicio > Destacados > Más sobre las Jornadas regionales
El desarrollo y la sustentabilidad: dos conceptos que van de la mano

Más sobre las Jornadas regionales
El desarrollo y la sustentabilidad: dos conceptos que van de la mano

La charla que contó con Horacio de Belaustegui de Fundación Biósfera, Diego Príncipi y Pablo de Benedictis, los titulares de Madexa y Good Energy respectivamente, se centró en la importancia de incorporar prácticas amigables con el ambiente al desarrollo de las empresas.

La charla comenzó con Diego Príncipi hablando del proceso que llevó a cabo la empresa Madexa, para pasar a trabajar con un modelo de gestión sustentable a su operatividad. La empresa que lidera es una organización industrial dedicada a dar soluciones técnicas para la cadena productiva de la extrusión del aluminio, garantizando un proceso de gestión integrado. Su especialización es la fabricación de matrices para la posterior elaboración de perfilería de aluminio.

“Entre las cosas que hicimos como empresa para lograr una mayor sustentabilidad es empezar a generar nuestra propia energía a través de un sistema fotovoltaico que nos permite ahorrar un 30% del consumo eléctrico”, destacó Príncipi, quien agregó que tienen un modelo de empresa concebido para tener un equilibrio bioclimático. El edificio donde opera fue construido con ladrillo termo eficiente y cristales externos doble vidrio que reducen el impacto solar: esto procura que las temperaturas dentro del espacio interno de trabajo sean agradables durante todo el año. A su vez todo el predio cuenta con iluminación led y en caso de utilizar aires acondicionados, estos están equipados con la tecnología invertir, la cual reduce el consumo de energía.

Otro de los factores sustentables son los cambios de hábito del propio personal: “ya note se utilizan más los envases descartables para el almuerzo, de manera que no se genera tanto desperdicio”, sostuvo Diego.

La empresa también cuenta con un sistema de recolección del agua de lluvia, que es almacenada y reutilizada para el uso sanitario y el riego del predio. “Además separamos los residuos en origen y una parte de ellos es donada a entidades de bien público”.

El titular de Madexa por último aclaró que “no son inversiones tan costosas y además valen la pena porque lo hacemos pensando en las próximas generaciones. Nosotros quizás no veamos estos frutos pero creemos que vale la pena intentarlo por el hecho de inspirar a otros en experiencias similares”.

A su turno, De Belaustegui celebró los cambios de los que habló Príncipi ya que en su opinión “cuando hablamos de sustentabilidad nos basamos en la idea de los sistemas biológicos a lo largo del tiempo y al equilibrio de recursos en su entorno natural”. El presidente de Fundación Biósfera tomó esta definición para hablar sobre la problemática del desarrollo histórico y su impacto en el ambiente. “Todas las empresas deberían incorporar la visión sustentable ya que ese concepto permitiría mitigar el cambio climático y reducir la emisión de gases de efecto invernadero sobre nuestra atmófera”, sostuvo Horacio.

De Belaustegui afirmó que es fundamental la comprensión de la magnitud de este problema para asumir los compromisos ambientales. “La única forma de vida que tenemos ha sido alterada a raíz de la modificación del ambiente y no debería seguir siendo así porque la especie humana forma parte de la biodiversidad y la vida”. En ese punto, destacó que la Fundación Biósfera trabaja para cambiar ese enfoque, concientizando a la sociedad a través de divulgación de conocimiento.

Finalmente el orador sostuvo que “la sociedad tiene que ver la image completa. Tiene que haber un límite por parte de las empresas nacionales en cuanto a la generación de recursos económicos”. En su opinión, debe tenerse presente una escala de producción que no afecte ni modifique el ambiente “para poder seguir contando con la riqueza de la biodiversidad”.

El cierre del panel estuvo a cargo de Pablo De Benedictis quien agradeció la convocatoria para hablar de la sustentabilidad. “Creo que en algún punto perdimos esa noción de que dependemos de la naturaleza para desarrollarnos”, sostuvo el titular de Good Energy acerca de los recursos naturales no renovables.

La empresa platense se creó con la idea de ir transformando las fuentes de energía de forma no convencional. “Sabiendo que Argentina en su matriz energética es muy dependiente del petróleo y del carbón, nos propusimos pensar de forma distinta a la de los combustibles fósiles”, sostuvo De Benedictis, quien afirmó que de no cambiar el curso del desarrollo hacia las energías renovables, el cambio climático va a seguir aumentando y calentando nuestro planeta.

Para cerrar, Pablo destacó los múltiples usos que tiene la energía solar a través de los paneles que captan la radiación del sol y los beneficios impositivos de contar con este sistema energético en los hogares y empresas. “Desde hace once años estamos formando parte de este cambio y hoy podemos decir que hemos aportado nuestro grano de arena a la modificación de la matriz energética”.

Share This